Saliendo del Código de Tiempo

El tiempo, tal como lo definimos, es una ilusión. Nos encontramos continuamente controlados por su energético tictac. Colocarse fuera del tiempo es ciertamente posible, pero únicamente cuando somos capaces de cambiar nuestras definiciones acerca de ello.
Muchos físicos no consideran el tiempo como algo “transitorio” ni tampoco que el tiempo es una secuencia de acontecimientos que ocurren. En cambio, ellos ven que el tiempo es maleable y que todo está ocurriendo realmente al mismo tiempo. Todas las realidades existen simultáneamente. Todas las posibles experiencias existen en este momento.
 
Realidades dimensionales más densas, como ésta, dentro de la cual vivimos, operan bajo el concepto de linealidad y principios racionalizados. En la realidad lineal, el tiempo se mueve desde el pasado al presente y luego al futuro. Solamente podemos experimentar una realidad en un momento dado. Las existencias lineales rígidas tienden a convertirse en experiencias tales como reflejos de dualidad, enfermedad, carencia y limitación.
 
Dimensiones que vibran más rápido que la nuestra, se mueven en realidades que no son lineales, a partir de ellas múltiples líneas de tiempo se pueden experimentar de forma simultánea. 'Tiempo', como nosotros lo definimos, no existe.
 
A medida que continuamos expandiendo y elevando nuestra vibración, estamos de hecho comenzando a movernos más allá de los límites del tiempo lineal. Esto da lugar a experiencias de conectividad, unidad y oportunidades más amplias. Muchos beneficios positivos se están presentando como por ejemplo una salud excelente, abundancia y una vida más libre y sin límites.
Trascender nuestras percepciones acerca del tiempo nos coloca justamente en el umbral de nuestra partida de la dimensión humana vinculada a la atracción de la materia.
HIJOS DEL SOL

Comentarios

Entradas populares de este blog

ENCUENTRA Y USA TU PODER INTERNO

Qué Significa Exactamente “Elevar Nuestra Frecuencia Vibratoria” y Por Qué Es Importante Hacerlo

9-9-9 NO ES UN PORTAL CÓSMICO